21.4.11

Creo que lo mejor es dejarte ir, cambiar la página del libro sin ser realmente consciente de lo que estoy haciendo. Pero hay un problema: no puedo. Sos como una droga, sé que dejarte ir quizás sea lo mejor, pero no puedo... Y cuando estoy a punto de llevar a cabo mi plan, no sé por qué una parte de mi cerebro se despierta y hace el clic, entonces yo vuelvo y sigo en la misma. Es un círculo vicioso. Eso sos. 
Me lastimas, Dios, me lastimas. Siempre tratando de sonreír para ver que nada está sucediendo, sonreír para no sospechar nada, para estar feliz de alguna manera. Lo peor de todo es no sonrío para los demás, lo hago para mí. Para consolarme y relajarme con que todo está bien. Y la realidad es que algo no está funcionando, mi amor, algo no está yendo bien. ¿Se supone que el amor tiene que doler de ésta manera? ¿Qué carajos? Si esto es el amor no lo quiero, no quiero volver a caer como ahora. Mi amor, me estoy apagando, creo que me abriste las puertas, y creo que me estás dejando ir, pero... No quiero irme, no sin vos. ¿Ves? Otra vez la incertidumbre de no saber qué hacer. Mira lo que me haces, mira. Vení, destruíme, tengo que aprender la lección. Pausa. ¿Cuál es la lección? ¿No ser tan ingenua? ¿Soy yo la ingenua, o de verdad las cosas marchan a este ritmo? 
Este tipo de situaciones me hace sentir que estoy viva, que las  cosas están pasando ahora y acá. No soy tan fuerte como para verte ir, no soy tan fuerte, no. 
Y si esto merece terminar, que termine ahora, y terminalo vos. Yo no quiero terminar algo de lo que después me voy a arrepentir.




Y lo hice. Rompí su corazón. Él rompió el mío. Tenía razón... Ahora me arrepiento. 
Agustina

3 comentarios:

Caaro dijo...

Qe linda entrada, me identifico!
Te sigo, me seguis?
Besos linda ♥

Lucía dijo...

Una entrada que me ha puesto los pelos de punta ... me encanta :) Un beso enoooorme muaa http://consaboratii.blogspot.com/

mariaembarba14 dijo...

Me encanta esta entrada :)
pasate por mi blog is te apetece :D
http://girlsjustwannahavefun14.blogspot.com/
besos